Primare SC15 a prueba

10 de Enero de 2019 Sarte

Conectividad Prisma, “streaming” a la última y alma audiófila

Recientemente incorporado a la familia Prisma de Primare, el SC15 Prisma es un producto idóneo para realizar sin sobresaltos la transición del High End estereofónico clásico al digital de última generación. Decimos “sin sobresaltos” porque combina una circuitería de preamplificación de grado audiófilo con una funcionalidad digital puntera y el innovador ecosistema Prisma en materia de conectividad.

Todo ello rematado por una calidad constructiva del máximo nivel y el inconfundible diseño industrial minimalista que ha convertido a las realizaciones de Primare en un auténtico icono del buen gusto. A ello hay que añadir la compatibilidad con el sistema de conexión inalámbrica de alta resolución WiSA, que incrementa todavía más unas posibilidades de integración deslumbrantes.

 

Definiendo el preamplificador estereofónico del futuro

Tal y como afirman los más puristas de la estereofonía, el preamplificador ideal es un cable con ganancia, es decir una electrónica que procese la señal procedente de las distintas fuentes de nuestro equipo y eleve su nivel para que pueda ser enviada sin complicaciones a la sección de amplificación de potencia y de ahí a las cajas acústicas. Una definición que se adapta como anillo al dedo al preamplificador analógico de toda la vida y que por tanto sigue siendo válida para el mundo digital en el que vivimos, por la simple razón de que llega un momento en que toda señal digital debe regresar al universo analógico.

Sin embargo, Internet y todas las opciones de acceso a contenidos relacionadas con la red de redes han modificado esta “ecuación” hasta el punto de redefinirla sustancialmente, en especial desde el advenimiento de la “Hi-Res” a partir de servicios de música online especializados. Esta multiplicación de la cantidad de música que tenemos a nuestra disposición implica, si de verdad nos interesa la calidad con que dicha música va a ser reproducida, tener una funcionalidad específica para conexión a Internet por un lado y, por otro, la pertinente sección de conversión D/A para devolverla al dominio analógico, todo ello completado con la debida conectividad (tanto por cable como inalámbrica). Ambas posibilidades se pueden incorporar a nuestro equipo de distintas maneras y con diferentes aparatos, pero es evidente que si se integraran en la electrónica de control del mismo estaríamos ante una solución muy elegante.

 

Prisma SC15: la elegancia de lo inteligente

Tal solución es lo que nos ofrece la sueca Primare con una de las últimas incorporaciones a su celebrada gama de electrónicas Prisma, que mediante una tecnología propia facilita la creación de un ecosistema con conectividad a redes único. Dicha incorporación tiene por nombre SC15 Prisma, un estilizado preamplificador estereofónico completamente equipado que combina una electrónica analógica de grado audiófilo con un reproductor de música en red de muy altas prestaciones, a lo que se suma la conectividad Prisma y la innovadora tecnología de conexión de cajas acústicas inalámbrica WiSA (“Wireless Speaker & Audio”).

La parte mecánica combina, como es norma en Primare, el uso de metal al 100% con una estructura antirresonante que se completa con el tradicional sistema de de desacoplo mediante tres pies de la firma escandinava y unos acabados irreprochables. Por su parte, el interior es sencillamente impoluto, destacando el perfeccionismo de la ejecución –con muchos componentes discretos de alta calidad y una fuente de alimentación conmutada- y la muy racional ubicación de los diferentes subsistemas. 

 

Conectividad extremadamente generosa y compatibilidad digital a la última

No nos engañemos: el SC15 Prisma es un preamplificador estereofónico de High End con vocación claramente digital e “internáutica”. Lo percibimos en una generosa conectividad digital formada por 3 entradas ópticas EIAJ-TosLink, 1 entrada coaxial S/PDIF, 1 entrada para miniclavija estereofónica de 3’5 mm, 1 entrada USB-B y 1 salida digital S/PDIF con las que el Primare pone a disposición del aficionado exigente una funcionalidad DAC genuinamente audiófila del máximo nivel.

Estamos hablando de la compatibilidad con archivos PCM hasta 32 bits/768 kHz y DSD hasta DSD512, a lo que se suma una compatibilidad igual de potente con formatos de archivo para “streaming” de alta resolución, una conectividad inalámbrica vía AirPlay, Bluetooth y WiFi, la integración del práctico sistema Chromecast y de Spotify Connect y la conectividad de alta resolución a cajas acústicas por vía inalámbrica WiSA, amén de gestión vía “app” dedicada. Del protocolo WiSA vale la pena señalar que permite interconectar sin cables no sólo componentes de Alta Fidelidad, sino también de Cine en Casa y para videojuegos, así como una latencia 10 veces inferior a la de los dispositivos de audio Bluetooth. Además, estamos hablando de un sistema escalable –desde 2.1 hasta 7.2 canales- con una sincronización automática que en el caso de una configuración 7.1 es inferior a 1/1.000.000 segundos. Asimismo, la presencia de un juego de entradas y salidas analógicas con conectores RCA permitirá, por ejemplo, conectar un preamplificador de fono para el caso de que nos interese utilizar el SC15 Prisma para escuchar nuestros vinilos favoritos.

 

Alta musicalidad, nivel de ruido ultrabajo y acceso a contenidos casi inmediato

El formato “3/4” del SC15 Prisma facilita su ubicación en cualquier espacio, a la vez que la linealidad casi perfecta de la curva de respuesta en frecuencia suministrada por el fabricante 20 a 20.000 Hz, +0’1 dB, -0’6 dB- augura un sonido transparente, relajado y con una escena sonora bien dimensionada con todo tipo de contenidos. Para las pruebas de escucha, conectamos el Primare a dos etapas de potencia monofónicas Box Design AMP Box RS (120 vatios continuos sobre 8 ohmios) y una pareja de cajas acústicas Sonus Faber Sonetto III, todo ello interconectado con Van den Hul y acompañado por nuestro habitual Apple Mac Pro.
Del SC15 Prisma, lo primero que impresiona es la rapidez con que accede a todo tipo de contenidos remotos gracias a una electrónica de conexión a Internet de última generación. Una vez establecidas las distintas conexiones, destaca la robustez de las mismas y el extraordinario nivel de silencio global (el ruido de fondo es casi inapreciable), a su vez condición “sine qua non” para que la “Hi-Res” en audio sea digna de tal nombre. En este sentido, hay que señalar que la calidad sonora es extraordinaria –hablamos de definición, precisión tonal y un nada desdeñable punto de calidez- tanto con descargas en alta resolución, como en “streaming”, a la vez que la funcionalidad DAC del Primare constituye una invitación en toda regla para mejorar la musicalidad de un amplio abanico de fuentes digitales. Por otro lado, la pertenencia del SC15 Prisma al ecosistema de audio inalámbrico puesto a punto por Primare amplía su rango de aplicaciones al permitirle formar parte de conjuntos complejos formatos por componentes compatibles. Estamos ante un producto genuinamente High End de fabulosa relación calidad/precio.

Fabricantes: