Dan Clark Aeon 2 Noire a prueba
Fecha 1 Febrero 2021 Autor ada Tags Varios

Dan Clark Audio es un especialista en auriculares de alta calidad que no deja indiferente, como consecuencia de una concatenación de circunstancias nada usual: uso de transductores magnéticos planos (con la notabilísima excepción del modelo electrostático VOCE) de geometría exclusiva como elementos clave, empleo de materiales de alta calidad, rechazo a publicar especificaciones técnicas, diseño singular y precio muy competitivo, aspecto este último que, en combinación con una musicalidad exquisita y una fabricación 100% en California, les proporcionan una relación calidad/precio imbatible.

Los AEON 2 Noire no sólo son la incorporación más reciente al catálogo de DanClark Audio, sino también una clara demostración de la pasión del fabricante estadounidense por esos pequeños detalles que marcan la diferencia. ¿Por qué? Pues porque tomando como base el celebrado modelo AEOS 2 Closed (con cascos cerrados por su zona posterior) incorpora una sutileza técnica que consigue aportar al sonido elementos propios de unos auriculares abiertos.

 

Auriculares: unas cajas acústicas en miniatura… cierto, aunque con matices

A groso modo, es cierto que los auriculares pueden asimilarse a cajas acústicas en miniatura, siendo la diferencia fundamental precisamente ese “escalado hacia abajo” en parámetros tan relevantes como la distancia entre altavoces (transductores) y oído del usuario, que a su vez tiene una influencia directa en las dimensiones tanto de dichos altavoces como de los “recintos” que los albergan, es decir, los cascos. A partir de aquí, las diferencias las marca la tecnología utilizada en los transductores propiamente dichos –electrodinámicos, magnéticos planos, armazón balanceado, electrostáticos- y en los cascos.

En lo que concierne a los cascos, su configuración nos lleva a dividir los distintos tipos de auriculares en intraaurales, supraaurales y circumaurales, diferenciándose los dos últimos en un aspecto crítico de cara a la escucha: en el caso de los diseños supraaurales, los cascos se colocan encima de las orejas, mientras que en los modelos circumaurales lo hacen de modo idéntico rodeando además las orejas, con lo que ello comporta en términos de aislamiento del ambiente circundante y, por supuesto, de percepción sonora, al influir directamente en parámetros como la aireación y la pegada. De ahí, por ejemplo, que quienes buscan unos graves particularmente impactantes, léase incisivos, y además con niveles de escucha elevados/muy elevados, opten por los auriculares circumaurales cerrados, aunque la citada exigencia comporte cierto desequilibrio en la curva tonal y una ligera pérdida de sensibilidad, aspecto este último crítico sólo en el caso de uso con dispositivos portátiles, habitualmente equipados con amplificadores de potencia limitada.

Aunque a más de un aficionado le resultaré extraño, la realidad –no sólo subjetiva sino también objetiva, léase medida en el laboratorio- es que un componente aparentemente tan “inocente” como las almohadillas de los auriculares puede influir, y además de manera perceptible, en su sonido. Pues bien: esta es la razón de ser del producto que protagoniza el presente Blog, enésima demostración de que en audio de alto nivel cualquier aportación conceptual o técnica inteligente se hace notar… para bien.

 

AEON 2 Noire: almohadillas perforadas que aportan su pequeño grano de arena

Los AEON 2 Noire son una versión terminada en negro de los celebrados AEON 2 Closed, en la que sutiles cambios en materiales clave y, muy especialmente, en las almohadillas, permiten redefinir las prestaciones de un modelo ya de por sí muy logrado. La historia que hay detrás de estos auriculares circumaurales tiene su origen en las demandas de un amplio número de usuarios de los AEON 2 para que Dan Clark Audio pusiera a punto una versión acabada en negro, a la vez que equipada con almohadillas perforadas, opción esta última encaminada a suavizar la pegada en graves obteniendo a cambio una mayor espacialidad. Presentados por sus creadores con un sugerente “Mismo Cantante, Nueva Voz.”, los AEON 2 Noire incorporan almohadillas perforadas para crear una “firma” sonora única, caracterizada por unos graves más ricos, unos medios más aireados y una zona alta más llena de vida que los AEON 2 Closed.

Todo ello es complementado por una escena sonora expandida y una impactante presencia visual, gracias al uso de fibra carbono en la zona posterior de los cascos y una terminación en negro brillante. ¿Por qué tantas mejoras a partir de un simple cambio de almohadillas? Por una razón fácil de comprender si tenemos en cuenta lo que decíamos en el apartado anterior: cuando se utilizan auriculares circumaurales, en especial cerrados, no sólo tenemos una cámara acústica entre la zona posterior del transductor y el extremo “exterior” del casco, sino también otra entre la zona frontal del citado transductor y nuestras orejas, que, en cierto modo, es “sellada” por las almohadillas si el revestimiento de las mismas es “continuo”. En consecuencia, si cambiamos este revestimiento “continuo” por otro discontinuo, como sería el caso de unas almohadillas perforadas en su zona interior, lo que hacemos en términos de ingeniería es algo tan significativo como modificar la carga acústica de nuestros auriculares y, por lo tanto, su comportamiento en términos de, como mínimo, respuesta en frecuencia. Y esto es exactamente lo que justifica la existencia de los AEON 2 Noire, que, por otro lado, están equipados con transductores magnéticos planos V-Planar de muy alta eficiencia, desarrollados y construidos por Dan Clark Audio.

En combinación con la segunda generación de la avanzada tecnología Pureflow de la firma californiana y un elaborado esquema de procesado para mejorar la estabilidad de su diafragma, los citados transductores permiten ofrecer una capacidad de análisis de microinformaciones y una extensión de la respuesta en graves sin precedentes en los auriculares de su misma categoría de precio. Es precisamente dicha extensión lo que ha permitido realizar el cambio de almohadillas antes citado (que, por cierto, están fabricadas en una piel a base de proteína sintética originaria de Japón) sin afectar a la curva tonal global, incrementando a la vez la aireación del sonido. En un plano más práctico, señalemos que los AEON 2 Noire se completan por un diseño plegable que facilita su transporte en el robusto y elegante estuche suministrado de serie, a la vez que un cable de conexión de muy alta calidad dedicado asegura el pleno aprovechamiento de sus prestaciones sea cual sea la fuente utilizada.

 

Transparencia Dan Clark Audio, pegada “closed” y un “plus” de aireación “open”

Cuando en la primavera de 2020 evaluamos las versiones “Open” y “Closed” de los AEON 2, dijimos que sus 13 ohmios de impedancia y su sensibilidad (ligeramente menor en cerrado que en abierto por obvias razones electroacústicas) daban para mucho a la hora de buscar la electrónica asociada. Mismo razonamiento con los AEON 2 Noire, que hemos probado en compañía del fantástico reproductor portátil A&futura SE200 de la surcoreana Astell&Kern, cuya espectacular circuitería de salida da realmente para mucho en términos de dinámica y nivel de presión sonora.


Comparamos los AEOS 2 Closed con los Noire y la verdad es que escuchando composiciones musicales en las que el parámetro aireación es clave, léase piezas de música clásica ejecutadas con instrumentos naturales en espacios generosos, las diferencias existen… y gustan. La modificación de la carga acústica aportada por las nuevas almohadillas añade “aire” a las interpretaciones, expandiendo la imagen sonora –siempre en el físicamente limitado contexto de una escucha con auriculares- pero sin afectar al equilibrio de la curva tonal. Sin ninguna duda, un logro notabilísimo.